Cuidado con el fraude de la falsa herencia

¿Te han llamado para decir que ganaste una herencia?, no, pues ten cuidado, fue el caso de Francisco que es una persona que no vive con lujos pero tampoco tenía deudas, hasta que un día contesto el teléfono para ser informado de que era heredero de una pequeña fortuna de una persona que nunca había ni visto, ni escuchado.

Ante la situación, Francisco sé quedó escéptico, pensó que se trataba de una broma, pero al mismo tiempo la forma seria del interlocutor lo hizo dudar.

Pasaron los días, y le seguían llamando para pedirle detalles para afinar y concluir la entrega de la “herencia”, algo que hizo seguir en el proceso al defraudado fue que nunca le habían pedido dinero para acelerar el trámite, lo que lo llevo a cumplir los pocos requisitos solicitados:

  • Mandar un número de cuentan para el deposito
  • Copias de su acta de nacimiento
  • Credencial de elector
  • Cartilla militar
  • Pasaporte

El tiempo paso, y nunca más le llamaron, hasta que un día recibió una llamada de una institución financiera que lo acusaba de tener una deuda con ellos de casi 100 mil pesos; para su sorpresa los documentos tenían su firma, y en los papeles aparecía su credencial de elector, así fue como Francisco fue víctima de un robo de identidad.

Cuide su información personal, ante este fraude, u otros, como el de personas que fueron engañadas en un cajero automático,  en contestaciones de correos apócrifos, ingreso a páginas falsas, o compartimiento de contraseñas de tarjetas, etc.

Con información de:  Revista Punto de Vista